La peor prisión es un corazón cerradoJuan Pablo II
Iglesia de San Miguel - Pamplona